Cifras y letras (III)

Cuando tenía ya casi terminada la entrada, me surgió una duda, y al querer resolverla, tuve que borrar todo lo escrito, porque al fin y al cabo no iba a aportar nada nuevo, no explicaría nada ni mejor ni con ejemplos más exactos que la RAE, así que eliminé todo lo que tenía escrito, y me decidí a incluir, por ser algo más útil, y además autorizado, el enlace al DPD (Diccionario Panhispánico de Dudas). Me parece un enlace que hay que tener a mano cuando uno recibe encargos que requieren la máxima seriedad. Por mi parte, había hecho referencia a algunas dudas como (tal cual aparecen en el DPD):

1.- Al escribir números de más de cuatro cifras, se agruparán estas de tres en tres, empezando por la derecha, y separando los grupos por espacios en blanco: 8 327 451 (y no por puntos o comas, como, dependiendo de las zonas, se hacía hasta ahora: *8.327.451; *8,327,451). Los números de cuatro cifras se escriben sin espacios de separación: 2458 (no *2 458). En ningún caso deben repartirse en líneas diferentes las cifras que componen un número: *8 327 / 451.

2.-Nunca se escriben con puntos, comas ni blancos de separación los números referidos a años, páginas, versos, portales de vías urbanas, códigos postales, apartados de correos, números de artículos legales, decretos o leyes: año 2001, página 3142, código postal 28357.

3.- Números romanos. En la actualidad, solo se usan los números romanos, casi siempre con valor ordinal, en los casos siguientes:

  • En monumentos o lápidas conmemorativas, para indicar los años: MCMXCIX (= 1999). Esta costumbre está cayendo en desuso y actualmente es más normal usar la numeración arábiga.
  • Para indicar los siglos: siglo XV, siglo XXI. Se escriben siempre pospuestos al nombre. No deben usarse, en este caso, números arábigos: *siglo 21.
  • Para indicar las dinastías en ciertas culturas: los faraones de la XVIII dinastía. Se escriben normalmente antepuestos al nombre. Pueden sustituirse por la abreviatura del numeral ordinal correspondiente: la 18ª dinastía.
  • En las series de papas, emperadores y reyes de igual nombre: Juan XXIII, Napoleón III, Felipe IV. Se escriben siempre pospuestos al nombre.
  • En la numeración de volúmenes, tomos, partes, libros, capítulos o cualquier otra división de una obra, así como en la numeración de actos, cuadros o escenas en las piezas teatrales: tomo III, libro II, capítulo IV, escena VIII. Se escriben pospuestos al nombre. En muchos de estos casos, pueden sustituirse por las abreviaturas, antepuestas o pospuestas, de los numerales ordinales correspondientes: tomo 3º3er tomo, capítulo 12º12º capítulo; e incluso por números cardinales, aunque en ese caso el número sólo puede ir pospuesto al nombre: tomo 3, volumen 2, capítulo 7.
  • En la denominación de congresos, campeonatos, certámenes, festivales, etc.: II Congreso Internacional de la Lengua Española, XXIII Feria del Libro de Buenos Aires. Se escriben antepuestos al nombre. Si el número resulta excesivamente complejo, se prefiere, en su lugar, el uso de las abreviaturas de los numerales correspondientes: 78o Campeonato Mundial de Ajedrez.
  • Para numerar las páginas de secciones preliminares de una obra (prólogo, introducción, etc.), con el fin de distinguirlas de las del cuerpo central: El autor cita a Cervantes en la página XVII del prólogo. Se escriben pospuestos al nombre.
  • Para representar el mes en la expresión abreviada de las fechas: para abreviar, las fechas se escriben solo con números, separando las cifras correspondientes a día, mes y año con guiones, barras o puntos, y sin blancos de separación: 28-8-98; 16/III/1971.

Para más información, el enlace al DPD.

Acerca de vizmaq

Tratamiento de textos profesional.

  1. Leo sorprendido e interesado. Desconocía que este tipo de cosas estuviesen regladas. Uno, en base a la experiencia y la lectura, intuye que hay una norma, pero ignoraba por completo la existencia del DPD. Muchas gracias por este trabajo que realizas, aunque “acojona” un poco escribirte un comentario porque queda uno desnudo escribiendo para quien conoce así las normas de la redacción. Aprendo mucho, Victor. Gracias. Un abrazo.  

    • Estas reglas son para que los editores de medios impresos las respeten, y así, mediante su divulgación, llegue a la masa lectora la conciencia de una regla. Siento mucho meter miedo, pero esta entrada tenía la intención de mostrar que hay que manejar mucha información para editar un texto correctamente, que no se puede hacer de la noche a la mañana una publicación si se tiene la intención de hacer algo serio. Exige mucho cuidado. Pero lo que más me alegra es que lo que escribo, aunque a veces sea un auténtico ladrillo, sea útil, y llegue al menos a una persona. Gracias por el comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: